Martes, 24 de octubre de 2017|

5 visitas ahora

 

Un poeta bastante anarquista. Jacques Prevert

UN POETA BASTANTE ANARQUISTA. JACQUES PREVERT

Descubrimos para anarquistas lectores y para el gran público doliente de analfabetismo poético, a un escritor que según nuestra encuesta “ de bolsillo” es muy poco o nada conocido por los españoles. Para todos los amigos y enemigos de la ’Aurora Intermitente’, presentamos una sucinta biografía, y una pequeña muestra de sus poemas, tomados de su libro “PARIS EST TOUT PETIT“.

Jacques Prévert nació en Neuilly-sur-Seine, el 4 de febrero de 1900. En periodos y en circunstancias diversas estuvo más o menos tiempo en Pornichet, en Londres, en los Estados Unidos, en las Baleares, en Antibes. Casi siempre vivió en París. Cada invierno venía a Montmartre, donde tenía un apartamento sobre la terraza del Moulin-Rouge, desde el año 1955. París fue la ciudad de su vida, una verdadera pasión, no un simple pasatiempo.

“Jacques, tú no sabes pintar, pero tú eres pintor“, le dijo un día Pablo Picasso. Prevert es el pintor de París en la que descubre “la sombra y la luz, la belleza y la fealdad, la fiesta y la desgracia, el sol y la oscuridad, la guerra y la paz, el placer y el sufrimiento". El París real es rudo y complejo. El París soñado es episódico y furtivo. El París histórico es violento y sangrante: bajo los adoquines, la rabia. El París popular está constantemente confinado, diezmado, hasta el fin arrasado. Sus poemas, plenos de ternura, humor, compromiso contestatario, parodia y caricatura, siempre rezuman cariño por la gente, a la que se dirige “como si hablara“ a un amigo poco letrado.

Ahí van sus poemas:

PARÍS ES MUY PEQUEÑO
Esa es su verdadera grandeza
Allí se concentra todo el mundo
También en las montañas
Algún día nacerá de ellas
Un ridículo ratón
En su honor los jardineros
Trazarán el Monte-ratón
Esta es su verdadera grandeza
París es muy pequeño

PLANO DE PARIS
Calle de Lappe
Hay un gato
Calle de la Fontana
No se ve ni una fuente
Calle del corcho
Delante de una fábrica de tapones
Hay un tirabuzones que se pasea
Y ríe maliciosamente
Calle Barbacruda
Hay un viejo que no acaba de morirse
En la calle de la Dama
Hay Un señor
En la calle del Señor
Hay una dama
En la Calle de la Señorita
Hay una sombrilla
En la Calle de las Cuadras Pequeñas
Hay un gran caballo gris, que llora en su pequeña cama
Calle Pascal
Hay un cura
Que coge apuestas para las carreras
Calle del General-Gallifet
Corre la sangre por las aceras
Boulevard Haussmann
Hay un Inglés con un hueso
Plaza de la Bolsa
Hay una bandera tricolor
Avenida de la Gran Armada
Hay un hombre amputado

VIAJES
Como los pintores
Tengo mis modelos
Un día y tal vez fuera ayer
Sobre la plataforma de un autobús contemplé a las mujeres
Que bajaban por la calle de Amsterdam
De repente, desde la ventanilla del autobús
Descubrí a una
A la que no había visto subir
Sentada y sola que parecía sonreir
En ese mismo instante me gustó enormemente
Me di cuenta de que era mi mujer
Estaba contento

EJECUCION DE CAPITALES
Los bombarderos fusilan las ciudades
Los urbanistas le dan el tiro de gracia

VELODROMO DE INVIERNO
En el velódromo de invierno
Y de primavera
Y de verano
Dios pedaleó durante seis días
El séptimo descansó
Todos los gilipollas le aclamaron

RENAULT AL CURRO
No se puede gritar
No se puede caer más bajo
¡Renault al curro!
Miserable eslogan aullado en los Campos Elíseos
Con total impunidad
¡Renault al curro!
¡Francia para los Franceses!
Gritos tricolores
Gritos de miedo azul
De terror blanco
De vergüenza roja reprimida
¡Renault al curro!
Obreros a la cadena
Parados a la desgracia como perros a su caseta
Mineros a la miseria
Caras negras al grisú
Campesinos ¡qué importa dónde!
Y nosotros con nosotros
En nuestras casas
En sus casas
Y en las vuestras

Nota : el 30 de mayo de 1968, los partidarios del general De Gaulle desfilan en Paris en los Campos Elíseos. Su principal eslogan era: “¡Renault, al curro!”. Los obreros de la Renault habían votado huelga general el 15 de mayo. Nuestro poeta Prévert se declara solidario con los estudiantes y los huelguistas.

Amigos y enemigos todos de la AURORA INTERMITENTE, esperamos y deseamos que ésta pequeña antología de JACQUES PREVERT os haya interesado e impelido a seguir buscando otras obras, como por ejemplo: PALABRAS y CUENTOS PARA NIÑOS TRAVIESOS, 2 muestras en castellano de su creatividad ,inventiva, humor corrosivo y paródico, ternura. En francés existe una bibliografía selectiva en la colección PLANETA PREVERT, GALLIMARD, FOLIO, Editions de MONZA. En la Editorial LE CHERCHE MIDI, podréis encontrar tres libros ilustrados con dibujos o con fotografías, titulados: Gignol, Grand bal du printemps, Charmes de Londres.

Prevert tiene poemas, canciones, recuerdos, folletines, para hablar de su París, para rechazar la guerra, el conformismo, la fealdad, la tontería, la miseria…Como la sociedad camina al revés, él la quiere enderezar. Encierra las botas en la jaula y pasea con el pájaro en la cabeza.

Prevert lloverá sobre nosotros…Prévert murió en 1977. Pero ya se sabe que los dos caracoles que van al entierro nunca llegan y que en la verde pradera de la poesía de Prevert siempre llueve, siempre es primavera.

Hoy comienza el Otoño y Arturo González Martín os desea poesía y libertad.

Nota de la Fundación Aurora Intermitente :
Jacques Prevert está ligado de fundamental manera con uno de los mejores y más altos momentos del cine francés, el realismo lírico de los años cuarenta, con obras maestras tan conmovedoras como El muelle de las brumas, Los visitantes de la noche, Los niños del Paraíso o Amanece, por citar sólo algunos de entre muchos filmes memorables de Marcel Carné. Sin desmerecer las colaboraciones realizadas en diversas películas en décadas posteriores.

Ilustración del artículo: Cuadro de Joan Miró dedicado a Jacques Prevert en 1975.